22 d’agost 2012

El respeto no se segmenta



La gente que respeta a los demás no segmenta, ni jerarquiza el respeto. Simplemente por empatía social. Respetar es un modo de estar. Respetar no es una inversión, aunque  a veces pueda ser rentable, respetar es una reacción natural ante los derechos consustanciales de los demás.  Por eso, el respeto es algo espontáneo y es algo planificado. Es espontáneo porque indica nuestra forma de compartir la cotidianidad con los demás (conducir, estar en familia, trabajar con otros, servir a los clientes y a los colaboradores).  Es planificado porqué el respeto debe introducirse en nuestros proyectos profesionales y empresariales. Sin respeto no debería haber negocio legítimo. Se puede respetar y competir, por descontado. Respetar es una forma de mirar, de escribir, de responder y de comprometerse. Respetar es una forma que distingue a los que están en las redes sociales. Respetar a los demás es una forma de dignificarse. 

(la imagen continua la colección de manos de obras de Bellini)

1 comentari:

23 d’agost, 2012 09:15
Luis Muñoz ha dit...

Ese respeto que comentas no ha de confundirse con las "formas sociales": gestos, fórmulas y protocolos que se siguen en el trato y que son considerados correctos. Frecuentemente veo como estas últimas sustituyen al verdadero respeto que es un posicionamiento interior frente al otro en el que éste es considerado como un igual.
Gracias por el comentario